NUEVA LEY DE PROPIEDAD INTELECTUAL, MÁS TRANSPARENCIA PARA ENTIDADES DE GESTIÓN COLECTIVA

Ya tenemos el Anteproyecto de la nueva Ley de propiedad Intelectual que se ajusta a la Directiva Europea a saber Directiva 2014/26 UE. De entre las novedades más importantes destaca un giro absoluto en la organización de las entidades de gestión colectiva como SGAE, DAMA etc

La distribución de bienes y servicios protegidos por derechos de autor u otros derechos de propiedad intelectual requiere la autorización de sus titulares. Su concesión individual no es siempre efectiva o incluso puede llegar a ser, en muchos casos, inviable por los inasumibles costes de transacción para el usuario solicitante. Por este motivo surge la gestión colectiva llevada a cabo, tradicionalmente, por las entidades de gestión de derechos de propiedad intelectual. La alternativa de gestión que estas entidades ofrecen permite a los usuarios obtener autorizaciones para un gran número de obras en circunstancias donde las negociaciones a título individual serían imposibles. Y, al mismo tiempo, permite que los titulares de derechos de propiedad intelectual sean remunerados por usos de sus obras que ellos mismos, a título individual, no serían capaces de controlar. Además, estas entidades desempeñan un papel fundamental a la hora de proteger y promover la diversidad cultural permitiendo el acceso al mercado a aquellos repertorios culturales locales o menos populares que, pese a su enorme valor y riqueza creativa, no gozan del mismo éxito comercial que otros repertorios más mayoritario.

Gracias a la trasposición de la Directiva se introducirán varias novedades a saber:

1) la inclusión de normas específicas aplicables a aquellas entidades de gestión de otros Estados que operen en España; 2) a las entidades dependientes de una entidad de gestión; y a los operadores de gestión independientes. Estos últimos son entidades que ya están activas en España y en otros Estados europeos gestionando derechos de propiedad intelectual pero operando al margen del régimen jurídico previsto actualmente en el texto refundido de la Ley de Propiedad Intelectual y de las facultades de supervisión de las Administraciones Públicas. Las características que diferencian a estos operadores de gestión independientes son la existencia de ánimo de lucro (frente a la ausencia del mismo en las entidades de gestión) y la inexistencia de vínculo propietario o de control de los mismos por titulares de derechos (a diferencia de las entidades de gestión). De este modo, la presente ley introduce la regulación de estos operadores, que representan una alternativa a la gestión colectiva ofrecida por las entidades de gestión, dando garantías tanto a los titulares de derechos de propiedad intelectual que les encomienden la gestión de sus derechos como a los usuarios de los mismos.

2) REVOCACIÓN DEL CONTRATO TOTAL O PARCIALMENTE con la EGC  con un preaviso de 6 meses. Los artistas podrán revocar el contrato con la entidad y no se requiere ningún requisito previo al respecto.

3) creación de un ÓRGANO DE CONTROL  INTERNO. Este órgano de control estará compuesto por miembros de la entidad y por personas independientes ajenas a la misma. Para garantizar su independencia funcional, ninguna de las personas que lo compongan podrá guardar relación alguna con las personas integrantes de los órganos de gobierno y representación de la entidad. Sus funciones de control se centrarán, entre otros aspectos, en los repartos de los derechos recaudados, la tramitación de los expedientes disciplinarios, las quejas y las reclamaciones y la ejecución del presupuesto. Concebido como un órgano de apoyo a la asamblea general, deberá informarla anualmente sobre el ejercicio de sus competencias e incluso podrá convocarla extraordinariamente cuando lo estime conveniente para el interés de la entidad de gestión.

4)LICENCIAS MULTITERRITORIALES . Se regulan por primera vez en el ordenamiento jurídico español. Estas licencias facilitarán a los proveedores de servicios de música en línea la obtención de la autorización necesaria, mediante una única autorización trasfronteriza, para utilizar los derechos sobre obras o repertorios musicales en el territorio de varios Estados miembros e, incluso, de toda la Unión Europea.

5) LAS ENTIDADES DE GESTIÓN TENDRÁN UN MÁXIMO DE 9 MESES PARA REPARTIR LOS BENEFICIOS a los titulares los derechos recaudados en el año anterior y TENDRÁN QUE LLEVAR UNA CONTABILIDAD ANALÍTICA que les permita adecuar el importe de sus descuentos de gestión a los costes reales en los que haya incurrido (OLE AQUÍ).

6)LAS EGC TENDRÁN QUE ELABORAR UN INFORME DE TRANSPARENCIA elaborado en paralelo a LAS CUENTAS ANUALES, y que proveerá, con un ELEVADO NIVEL DE DETALLE, información financiera y sobre gestión económica. 

7) Especificación de los plazos máximos para resolver los procedimientos administrativos sancionadores por la comisión de infracciones muy graves y graves y el mecanismo de intercambio de información entre autoridades europeas respecto de las infracciones cometidas por entidades de gestión que tengan establecimiento en otro Estado miembro de la Unión Europea pero presten servicios en España.

8) Asimismo, se introduce un NUEVO TIPO INFRACTOR GRAVE que sanciona el incumplimiento de la obligación de comunicar el inicio de las actividades por parte de los operadores de gestión independientes y las entidades de gestión establecidas fuera de España.

9) el plazo previsto en el artículo 20.4 en materia de reclamación de derechos por retransmisión por cable para igualarlo con el plazo de cinco años previsto en el artículo 177 para la reclamación de derechos de propiedad intelectual en general